NUESTRO REFUGIO

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin
Una de las principales dificultades que tienen los miembros de la pareja - según me ha tocado presenciar en consulta- es "dejarse estar" ignorando que han tomado distancia, viviendo cada uno las consecuencias de sentirse solos y aislados.

Una  de  las  principales  dificultades  que  tienen  los miembros  de  la  pareja    según  me  ha  tocado presenciar en consulta- es “dejarse estar” ignorando  que han tomado distancia, viviendo cada uno las consecuencias de sentirse solos y aislados. Un camino que han forjado, erradamente, creyendo que la relación de pareja se sostiene por sí misma, sólo porque un día se contrajo matrimonio o porque se decidió formalizar una relación.

Compartir un  proyecto  de  vida,  sintiéndonos  acompañados  y  amados,  continúa siendo el anhelo de la mayoría de las personas. Casarse  o  tener  una  pareja conlleva contar con un refugio, muy necesario en nuestra naturaleza humana.

Con  lo  anterior,  no  estoy  afirmando  que  el  único  espacio  que  nos  provee  de refugio y de cariño se obtiene en la relación de pareja. Hay muchas otras relaciones que  otorgan seguridad y   afecto,  sin embargo,  ésta, en  su  espacio  único  de  intimidad  amorosa,  nos  otorga  aquel  territorio mágico, donde puede encontrarse el apoyo emocional necesario para enfrentar  la  vida. Mantener  vivo este  privilegio,  en  comunión,  merece tener siempre presente esta necesidad de renovación,  que a ambos exige la relación.

Si cada vez que intentan comunicarse empiezan a discutir – considerando que ya no encuentran en la relación ese  refugio  seguro  para  ser  positivos  y  reales – entonces es preciso considerar estas  señales  de  alerta,  a  fin  de  poder  detenerse  a tiempo sin tener que lamentar daños mayores. Esta  situación  no  significa  que ya no puedan estar juntos, al contrario, apuntan a que es necesario hacer transformaciones… ¡pronto!

Renovar  el  proyecto  en  común,  donde  puedan  reconstruir  el  refugio seguro  para  ambos  es  esencial,    exigiéndoles  de  tiempo  e  interés  por  crearlo  y mantenerlo, en el que puedan ampararse y superar juntos los momentos difíciles.

Danos tu opinión

RELACIONADOS

SÍGUENOS EN FACEBOOK

#SOMOSCOSTA

SÍGUENOS EN INSTAGRAM